Cómo hacer fotos de noche con el móvil. Trucos para fotos nocturnas.

Las cámaras de los teléfonos inteligentes tienen todas un problema: por muy grande que sea la resolución del smartphone, los sensores de imagen son extremadamente pequeños.

Esto significa que, por la noche, es muy difícil disponer de suficiente luz para hacer una realmente foto bonita. El resultado más frecuente es que las fotos salgan borrosas y llenas de ruido. Te mostraremos algunos consejos y trucos para tomar buenas fotos cuando hay poca luz, incluido el uso de modos nocturnos. Descubre a continuación cómo hacer fotos de noche con el móvil.

¿Por qué me salen las fotos oscuras?

Mantén el móvil estable para sacar mejores fotos nocturnas.

Para empezar, hay que tener en cuenta varios aspectos técnicos sobre por qué es tan difícil tomar una foto en la oscuridad. Como mencionamos en la introducción: el problema es el tamaño el sensor. Los sensores de las cámaras Réflex, Bridge y EVIL son mayores que el sensor de cualquier smartphone, por lo que nos permiten mucho más margen de maniobra a la hora de sacar fotos nocturnas.

El área sensible a la luz en la mayoría de los sensores integrados en los smartphones es de aproximadamente 15 a 30 mm². En comparación: los sensores de las cámaras DSLR tienen un área de aproximadamente 860 mm², es decir, de 30 a 60 veces más.

Si bien los sensores de teléfonos pequeños pueden “absorber” suficiente luz durante el día, por la noche el chip simplemente recibe muy pocos fotones. De todas formas hay varias formas de hacer fotos con luz con el teléfono móvil, aunque cada truco tiene sus pros y sus contras.

Aprovecha el modo nocturno del teléfono móvil

Las fotos nocturnas de los nuevos smartphones son cada vez mejores.

Desde hace tiempo disponemos de modo nocturno en la cámara del teléfono. Dependiendo del modelo puede venir incluído en la misma aplicación de la cámara, aunque a veces tenemos que descargar una app de otro desarrollador para obtener un mejor resultado.

Pero, para ser completamente honestos, los diversos modos nocturnos nunca han conseguido marcar una verdadera diferencia en el resultado final. Hasta ahora.

Con el lanzamiento de los nuevos Pixel 3 y 3XL de Google, la fotografía nocturna con móvil ha llegado a un nuevo nivel. Night Sight, tal y como se llama este modo, está dando algunos resultados bastante increíbles en los usuarios que lo utilizan bien.

El modo nocturno de los Pixel 3 y 3XL toma múltiples exposiciones y luego las combina para crear la mejor foto posible. De esta forma se reduce el ruido en la imagen.

Otra marca que está destacando con esta innovación es Huawei. Aunque la implementación de la foto nocturna es muy similar, no logra conseguir resultados tan buenos como los de los modelos de Google.

Mayor sensibilidad en la cámara del smartphone

Busca la sensibilidad ISO adecuada para cada foto.

¿Conoces la medida de sensibilidad ISO? Seguro que al manipular la cámara del móvil has dado con ella alguna que otra vez. Esta escala tiene unos valores que van, dependiendo del teléfono o cámara, en medidas: 100, 200, 400, 800, 1600, etc.

Un número ISO alto indica que el valor de la sensibilidad es grande. Es decir: vamos a necesitar menos luz para fotografiar que si se tuviera un valor de escala bajo.

De esta forma, para conseguir una imagen iluminada con poca luz y con un sensor pequeño, puedes aumentar la sensibilidad a la luz del sensor de imagen. De hecho, la misma aplicación de la cámara lo hace por sí misma cuando la dejamos en modo automático.

¿Cuál es el problema? Una mayor sensibilidad ISO también produce un mayor ruido en la imagen, pérdida de detalle y disminución de la intensidad de color. En resumen: obtenemos fotos que se ven y en su mayoría nítidas, sin embargo la calidad en general dejará mucho que desear.

Sin embargo, como la calidad de imagen empeora cada vez más, sobre todo en valores superiores a ISO 400, podemos mantenernos por debajo de este número en fotos nocturnas.

Si tu móvil no te permite por defecto ajustar manualmente la sensibilidad ISO, existen diferentes aplicaciones que puedes descargar para ello.

Dos de las mejores son la app Camera Zoom FX Premium (para Android) o la Pro Camera (Apple), que ofrecen numerosas opciones de configuración manuales.

Conseguir más luz

El contraste de luces y sombras enriquece la fotografía nocturna.

Como hemos visto, se necesita bastante luz para mantener baja la sensibilidad del sensor y, por lo tanto, reducir el ruido de la imagen.

Aunque el planteamiento es básico, esto se puede lograr agregando fuentes de iluminación. El flash LED integrado en el smartphone siempre está disponible. Incluso muchos teléfonos modernos tienen varios modos LED que ajustan el color de la luz del flash a la iluminación ambiental. Este sistema resulta bastante eficaz y las imágnes que se consiguen se ven bastante bien.

Sin embargo, el flash integrado con la cámara también tienen sus inconvenientes. Para empezar tiende a eliminar todas las sombras, por lo que a menudo el sujeto se ve muy bidimensional e incluso “plano”. Así que te recomendamos utilizar el flash solo cuando sea extrictamente necesario.

Sin embargo en muchos casos, existen otras opciones para conseguir más luz. Si estás haciendo una fotografía de un objeto en movimiento, la ubicación cambia, así que podemos aprovechar las zonas de más luz para sacar la foto. Al sacar un retrato, acércate a la farola más cercana o hacia una zona más iluminada del local.

Cuando tomemos retratos o saquemos fotos de personas, lo mejor es busca lugares en los que la luz no venga directamente desde arriba, ya que se arrojan sombras de aspecto horrible sobre la cara.

Tiempo de exposición y velocidad de obturación

Cuidado al escoger el tiempo de exposición en sitios con gran contraste entre luces y sombras.

Si ya no puedes añadir más luz al sujeto, puedes “darle más tiempo” a tu teléfono. Un tiempo de exposición más largo permite que el sensor de imagen “vea” al sujeto por más milisegundos (o segundos dependiendo del efecto) y aproveche más la luz.

Además de fotos más iluminadas, también conseguiremos un efecto adicional: cualquier cosa que se mueva quedará borrosa. En el peor de los casos, provoca disparos borrosos, pero también podemos lograr efectos realmente bellos. De esta forma los coches que pasan se convierten en largos senderos de luz o los motivos posteriores de la imagen quedan desenfocados.

Muchos móviles actuales tienen un modo profesional con opciones manuales. La velocidad de obturación queda establecida en 1/20 segundo. También se pueden utilizar más segundos por la noche, para conseguir tomas espectaculares.

Para aumentar el tiempo de exposición, necesitas activar el modo manual, que a veces se llama “Pro” o algo parecido. Esta opción se denomina en fotografía velocidad de obturación, tiempo de exposición o se abrevia de forma simple con una “S”.

La mayoría de los smartphones configurados en modo automático sacan fotografías a una velocidad máxima de obturación de 1/10 de segundo. Esto quiere decir que el diafragma de la cámara se abre durante la décima parte de un segundo.

Trucos y consejos para la velocidad de obturación

Tomar fotos con baja velocidad de obturacion permite conseguir el efecto de haz de luz.

Al utilizar tiempos de exposición más largos necesitamos mantener el teléfono completamente quieto, de lo contrario las imágenes saldrán borrosas. Según aumentamos el tiempo de exposición, mayor es el efecto de cualquier movimiento no deseado sobre la imagen.

Sin embargo con un trípode o apoyando el smartphone sobre una superficie fija, podemos conseguir grandes fotografías. Tranvías, coches y fuegos artificiales se convierten en hermosos rastros de luz con una obturación de dos a ocho segundos. Para conseguir un bello paisaje iluminado por la luna, es posible que necesitemos un tiempo de exposición de 30 segundos, que es el máximo permitido en muchas aplicaciones de cámaras.

Si las imágenes quedan demasiado brillantes o “quemadas” al utilizar tiempos de exposición largos, debemos asegurarnos de que la sensibilidad ISO esté configurada en automático o, en su defecto, en un valor bajo. Si esto no arregla el problema, reduciremos el tiempo de exposición.

En resumen: para tiempos de exposición prolongados, es extremadamente importante que el teléfono se encuentre estable. Puedes apoyarlo en algo o utilizar un accesorio. Si la imagen queda demasiado clara, podemos ajustar la sensibilidad ISO o la velocidad de obturación.

Trípode: el mejor accesorio para fotos nocturnas

Los trípodes para smartphone son baratos, ligeros y cómodos de transportar.

Cualquiera que encuentre la fotografía nocturna divertida y que regularmente saque fotos en condiciones de poca luz o casi en la oscuridad, probablemente debería considerar un accesorio: un trípode.

Como los smartphones son ligeros y muy compactos, en comparación con las cámaras DSLR, lo mismo se aplica al trípode también. Podemos adquirir un pequeño trípode que cabe en el bolsillo u otro más alto si prevemos utilizarlo con frecuencia.

Un consejo final

Puedes elegir entre muchos accesorios diferentes para tomar fotos hermosas, incluso en condiciones de poca luz. Cuando se trata de fotografía, uno de los mejores consejos que se pueden dar es que te tomes el tiempo necesario para probar cosas diferentes y experimentar. Familiarízate con la configuración de la aplicación de tu cámara. Y, sobre todo, saca muchas fotos, porque la fotografía en sí no consiste en leer artículos como este.  Lo que te convertirá en un mejor fotógrafo es practicar y experimentar con todas las opciones disponibles.